Otoño lluvioso, año copioso: origen y significado

Hace unos días llegó el templado otoño, esa colorida estación tras el caluroso verano y antesala del frío invierno.

Hojas del otoño

La palabra otoño hace referencia a la época de las cosechas y la recolección de pastos y productos de la tierra: setas, nueces, castañas, avellanas, higos, membrillos, uvas…; así como a la segunda hierba o heno que producen los prados. De igual modo, podemos aplicarla al período de la vida humana en que declina de la plenitud a la vejez.

En cuanto a su origen etimológico, hay cierta incertidumbre. Algunos creen que proviene de la palabra latina autumnus, que significa «la plenitud del año». Este vocablo latino se vincula a la raíz augeo- que quiere decir «aumentar»; así, parece provenir de la unión de auctus (participio pasado de «augeo») y de annus («año»): aumento o plenitud del año.

Otros autores, sin embargo, vinculan autumnus con la raíz etrusca autu-, como cierta idea del cambio, a que aparece unida al nombre de una divinidad etrusca, Vertumno, que predecía el paso de una estación a otra.

Sea el origen latino, etrusco o cualquier otro, lo cierto es que el otoño es la época del año que es capaz de mostrarnos una amplia y bellísima paleta de colores allá donde miremos: ocre, naranja, amarillo, verde, marrón,…

www.correctoronline.com

Corregimos textos, no personas